digital asociacion

Transformación digital en el entorno asociativo

La transformación digital es el proceso de reemplazar completamente los procesos trabajos manuales existentes con las últimas alternativas digitales. Este tipo de reinvención toca todos los aspectos de gestión de una entidad sin ánimo de lucro. La transformación digital de las asociaciones puede parecer un proceso difícil e incluso costoso dado que necesitan herramientas digitales a veces con pagos recurrentes.

¿Por qué hacer una transformación digital de la asociación?

La tecnología digital ayudará a la asociación a crecer, a prestar un mejor servicio a sus asociados y a ahorrar tiempo y dinero. En definitiva, a ser más eficientes. El tiempo dedicado, el trabajo de los voluntarios pueden ser limitado, por lo que las entidades deben buscar nuevas formas de organización que les permitan ser más productivas.

Para dar la bienvenida a nuevos miembros o recaudar fondos, la tecnología digital se ha convertido en una herramienta esencial para las asociaciones. Desde el sitio web hasta el crowdfunding, desde las redes sociales, las evoluciones son numerosas para impactar en el entorno asociativo. Digitalizar es integrar nuevas tecnologías, usar la web y herramientas digitales en sus prácticas y procesos. También es para permitir que todos toman palabras, la palabra ya no está detenido solo por algunos.

El entorno asociativo no escapa a esta realidad, que impacta en todos los niveles de la vida de la asociación: trabajar en el proyecto, establecer acciones, promover una causa, reclutar nuevos miembros y voluntarios o incluso recaudar fondos.

Comunicar en la era digital: blogs y sitios web.

La presencia en línea a través de un sitio web o blog y en las redes sociales se ha convertido en una necesidad en términos de desarrollo, imagen, relaciones con los miembros y donantes. Un estudio ha demostrado que el 88% de los consumidores primero realizaron búsquedas en internet antes de ir a la tienda y el 14% compro el producto más recomendado.

Aunque el paralelismo entre el mundo de los negocios y las asociaciones puede parecer peligroso, el hecho es que ahora investigamos principalmente en internet sobre la organización que nos interesa. ¿Qué hacen? ¿Quiénes son sus miembros o sus dirigentes? En este contexto, un sitio web o blog se convierte en una necesidad.

Redes sociales, el lugar donde hay que estar

Las redes sociales pueden amplificar las acciones de la asociación y hacer que se escuche su voz ya sea por Twitter, Facebook o Instagram solo por nombrar las más conocidas. A finales de 2011, se destacó que casi 2 de cada 3 usuarios de Internet declararon haber firmado una petición electrónica.Más allá del aspecto técnico, el tiempo y los recursos son esenciales para alimentar y hacer vivir las redes sociales de su asociación (y más aún su sitio web).

Si la organización tiene la posibilidad puede siempre contratar a un profesional para que se encarga de sus publicaciones en las redes sociales, crear contenido atractivo para su blog, ofrecer encuestas o preguntas a sus seguidores.